Esta es una receta muy típica italiana, que tiene como ingrediente principal “el huevo”, uno de los alimentos más nutritivos que existen.  Los huevos deberían formar parte de cualquier dieta habitual por su característica principal que es el alto nivel de proteína que contiene, y además de una gran concentración de nutrientes, como las vitaminas tipo B y carotenos. La idea es ir haciendo del huevo, un alimento antioxidante en nuestra vida. Además, las grasas que nos aporta son muy beneficiosas para nuestro organismo y son de fácil digestión. Aunque no nos aporte ni fibra ni carbohidratos, tenemos que saber que la yema del huevo tiene un alto índice de hierro. Por esto, es un alimento muy completo e ideal para comer por la noche, ya que al ser pura proteína, nos ayuda a mantener la figura.

En este caso, los huevos a la florentina forman parte de una cocina clásica, pero así también nos ofrece una multitud de variantes con las que puedes innovar la receta, añadiéndole ingredientes como: trocitos de pavo, jamón cocido y hasta salchichas. El término ‘a la florentina’ es un término muy francés,  dominante de todos los platos que llevan espinacas. Por lo tanto, existen muchos platos a la florentina como también con pescado o carne blanca, pero acompañados siempre, de una base de espinacas. ¡Vamos a nuestra receta y luego tú decides con qué combinarlo!